Por Heather Jones – Actualizado el 2 de julio de 2022

Cuando ves estas palabras una al lado de la otra, cámaras hiperbáricas, pueden parecer extrañas al principio. ¿Por qué alguien crearía una habitación hiperbárica? Para aquellos que no saben esto, la palabra hiperbárico está relacionada con la presión, para ser más exactos, «de, relacionada con, o utilizando una presión mayor de lo normal». Así que, una vez más… ¿por qué crear una habitación como esta?

En primer lugar, necesitamos saber que las cámaras hiperbáricas no son habitaciones reales. De hecho, son espacios cerrados, pero más pequeños, utilizados para una terapia llamada TOHB (oxigenoterapia hiperbárica). ¿Qué es lo que usted puede preguntar, y estamos aquí para responder? El TOHB es un «procedimiento» que permite a las personas respirar oxígeno puro, configurado para estar a presiones más altas que el aire que solemos respirar. Esto se utiliza para tratar una gran cantidad de enfermedades y lesiones, siendo muy popular entre los atletas y las personas mayores.

En resumen, se ha demostrado que obtener niveles más altos de oxígeno es extremadamente útil para darle a nuestro cuerpo más energía. Al mismo tiempo, el oxígeno es responsable de muchas funciones en nuestro cuerpo, esta terapia conduce a una curación más rápida de heridas y lesiones y también puede ayudar a las personas con la relajación y la salud de la piel.

La oxigenoterapia hiperbárica es un tratamiento médico bien establecido. En octubre de 2011, la Sociedad Médica Submarina e Hiperbárica reconoció la terapia como un tratamiento eficaz para 14 afecciones específicas:

  • embolias (burbujas de aire o gas en el torrente sanguíneo, que pueden viajar al cerebro o a los pulmones);
  • intoxicación por monóxido de carbono (por inhalación de humo o gases de escape de automóviles);
    gangrena gaseosa;
  • lesiones por aplastamiento, síndrome compartimental y otros problemas traumáticos agudos en los que el flujo sanguíneo se reduce o se corta (por ejemplo, la congelación);
  • Enfermedad de descompresión (síndrome de abstinencia);
  • mejora de la cicatrización de heridas como las úlceras del pie diabético
  • pérdida excepcional de sangre (anemia);
  • Absceso intracraneal (acumulación de pus en el cerebro);
  • infecciones necrotizantes de tejidos blandos (enfermedad carnosa);
  • osteomielitis (infección ósea);
  • lesiones por radiación retardada (por ejemplo, quemaduras por radiación que se desarrollan después de la terapia del cáncer);
    injertos y colgajos de piel que no cicatrizan bien
  • quemaduras térmicas (por ejemplo, por fuego o fuentes eléctricas); y pérdida auditiva neurosensorial súbita idiopática (ISSHL).

Cómo funciona el tratamiento hiperbárico
La terapia favorece la curación de estas 14 afecciones al suministrar una alta concentración de oxígeno de forma rápida y profunda en las zonas afectadas del cuerpo.

Durante el tratamiento, el paciente se introduce en una cámara cerrada. La presión atmosférica dentro de la cámara aumenta. Cuando la presión alcanza el nivel prescrito para el tratamiento, el paciente recibe un 100% de oxígeno para respirar durante un tiempo determinado. El paciente respira el oxígeno a través de una campana y se le aconseja cuándo debe hacer «descansos» y respirar el aire normal dentro de la cámara. El aire normal tiene un 21% de oxígeno.

Algunas cámaras hiperbáricas tienen capacidad para un solo paciente. Otras pueden albergar a dos o más personas. En ocasiones, un cuidador entra en la cámara con el paciente.

La duración de cada tratamiento, el número de tratamientos y la presión utilizada varían en función del estado del paciente. Los tratamientos de oxigenoterapia hiperbárica suelen realizarse en hospitales o clínicas privadas.

La seguridad de las cámaras hiperbáricas
Las cámaras hiperbáricas son dispositivos médicos y requieren una licencia de Health Canada. Antes de conceder una licencia, los expertos de Health Canada revisan la información técnica para garantizar que el dispositivo médico es seguro y eficaz cuando se utiliza para condiciones específicas.

Health Canada ha revisado las pruebas científicas relacionadas con las cámaras hiperbáricas. Las pruebas demuestran que las cámaras son eficaces para tratar las 14 afecciones reconocidas por la Sociedad Médica Submarina e Hiperbárica. Por lo tanto, Health Canada ha emitido licencias de dispositivos médicos para cámaras hiperbáricas para tratar sólo estas 14 afecciones. No se han concedido licencias para el uso de cámaras hiperbáricas para el tratamiento de otras enfermedades.

Afirmaciones no probadas sobre la oxigenoterapia hiperbárica
Hay que ser escéptico con cualquiera que anuncie u ofrezca la oxigenoterapia hiperbárica para tratar afecciones como la esclerosis múltiple, la parálisis cerebral, el cáncer, el sida, los accidentes cerebrovasculares o las migrañas. En la actualidad no hay pruebas científicas de que esta terapia sea útil para tratar estas otras afecciones.

Los tratamientos en una clínica privada son muy caros. Las personas que recurren a la oxigenoterapia hiperbárica para estas otras afecciones pueden gastar mucho dinero para obtener poco o ningún beneficio. Y lo que es peor, pueden retrasar, o en algunos casos no recibir, tratamientos probados que podrían ayudarles a ellos o a sus seres queridos.

Riesgos potenciales
Cuando se utiliza para tratar afecciones médicas reconocidas, la oxigenoterapia hiperbárica suele ser segura, siempre que la cámara esté correctamente instalada de acuerdo con la normativa municipal y provincial; los operadores y asistentes estén debidamente formados; y que haya un médico hiperbárico certificado en el lugar, o que pueda ser localizado fácil y rápidamente.

Sin embargo, existen riesgos. Antes de dar su consentimiento para el tratamiento, debe tener en cuenta estos factores:

-La presión dentro de la cámara puede dañar el oído medio e interno, los senos nasales, los pulmones y los dientes, tanto en adultos como en niños.
-Algunas personas experimentan claustrofobia dentro de la cámara.
-La terapia puede afectar a los ojos, por ejemplo favoreciendo la miopía o el crecimiento de cataratas.
-Dado que la oxigenoterapia hiperbárica afecta a los niveles de azúcar en la sangre, los diabéticos deben controlar sus niveles antes y después del tratamiento.
-Una alta concentración de oxígeno puede causar graves complicaciones en algunos niños que padecen cardiopatías congénitas.
-Un exceso de oxígeno puede provocar a veces, aunque raramente, una sobrecarga que puede causar convulsiones y problemas pulmonares. Esto se suele evitar haciendo que el paciente haga pausas para respirar aire normal en lugar de oxígeno puro.
-Las altas concentraciones de oxígeno a presiones elevadas pueden suponer un riesgo de incendio.
-También existe el riesgo de que la cámara explote si no se ha instalado correctamente o si el personal no está debidamente formado. Además, puede ser difícil o imposible para los operarios hacer frente a las emergencias médicas que puedan surgir cuando los pacientes están aislados dentro de la cámara cerrada.

Cómo minimizar el riesgo
Si decide seguir esta terapia por consejo de su médico, Health Canada recomienda los siguientes pasos:

Asegúrese de que su enfermedad está en la lista de enfermedades reconocidas que responden a la oxigenoterapia hiperbárica. (Para más información, consulte la sección ¿Necesita más información?).
Sea sincero con el médico hiperbárico que le entreviste. El médico necesita todos los datos para determinar si usted es médicamente capaz de someterse al tratamiento.
Asegúrese de que la cámara hiperbárica ha sido autorizada por el Ministerio de Sanidad de Canadá. Puede hacerlo en Internet buscando en la base de datos de dispositivos médicos aprobados de Health Canada.

Si su tratamiento va a ser en una clínica privada. Compruebe que la instalación y el funcionamiento de la cámara hiperbárica cumplen las normas de seguridad reconocidas.

Asegúrese de que los operadores están formados y son capaces de hacer frente a una emergencia médica que pueda surgir durante el tratamiento. Pregunte por los procedimientos de emergencia.

Compruebe que un médico hiperbárico certificado estará en el lugar o podrá ser localizado fácil y rápidamente en caso de necesidad.

Por último, informe de cualquier problema causado por la oxigenoterapia hiperbárica a la línea directa de dispositivos médicos de Health Canada, en el teléfono 1-800-267-9675 (gratuito en Canadá).

¿Cómo se ven estas cámaras y quién las crea?

No todas las cámaras de oxígeno hiperbárico tienen el mismo aspecto. Se crean de manera diferente dependiendo de sus propósitos, sus tamaños y el lugar donde se van a mostrar. Hay cámaras que solo una persona puede usar y otras que pueden ser utilizadas por 20 o más personas al mismo tiempo. Se llaman cámaras de oxigenoterapia hiperbárica monoplaza y multiplaza . Ambos tienen control externo e interno, pero hay una gran diferencia en su aspecto.

Cámara hiperbárica monoplaza

 Las cámaras hiperbáricas monoplaza son, por supuesto, más pequeñas. Suelen ser espacios horizontales en los que solo cabe una persona acostada. Como decíamos antes, se pueden controlar tanto desde fuera como desde dentro. Esto significa que, si tiene su propia cámara en casa o en un lugar especial, no hay necesidad de un asistente u otra persona a cargo de su terapia.

 Las cámaras hiperbáricas multilugar son más grandes que las presentadas anteriormente. Estos son preferidos por muchas personas porque pueden usarlos con familiares y amigos. Por supuesto, al mismo tiempo, no siempre tiene que estar con otras personas para que una cámara hiperbárica funcione. Este no necesita que se acueste para la terapia, sino que hay asientos provistos dentro de la cámara. Al mismo tiempo, los controles están tanto dentro como fuera y de esta manera puedes usarlo con o sin una persona especializada a tu lado. El único problema que puede ocurrir con este tipo de cámara es el proceso de transporte e instalación. A veces puede haber problemas para llevarlos dentro de un lugar específico y es por eso que siempre debe verificar los tamaños antes de pedirlos.

cámara de oxigenoterapia hiperbárica multiplaza

¿Qué puedo controlar desde el interior de una cámara hiperbárica?

Cada función que se incluye en una cámara hiperbárica se puede controlar desde el interior. Probablemente el botón más importante que existe es el botón de pánico. A veces, los niveles de oxígeno pueden no ser buenos para algunas personas y pueden comenzar a estresarse. En esta situación hay una función que reduce la presión de la cámara y la abre. Este proceso dura aproximadamente 40 segundos. Esto puede parecer mucho tiempo, pero al tener que lidiar con dos espacios donde la presión del aire es diferente, necesitamos un cierto tiempo para que abrir la cámara de inmediato no conduzca a otros problemas.

Los otros controles se crean para funciones y roles específicos de la cámara. En primer lugar, tenemos que establecer un nivel de oxígeno. Esto debe discutirse con una persona especializada o médico antes. De esta manera sabremos con certeza que la terapia no traerá ningún daño. Otra cosa que a la gente parece gustarle de las cámaras hiperbáricas es que pueden controlar la temperatura interior. Por último, pero no menos importante, otra característica importante es establecer el tiempo que queremos pasar dentro de la cámara. Sabiendo esto, la cápsula se abrirá después del período de tiempo seleccionado.

Interior de una cámara hiperbárica

¿Puedo usar una de estas cámaras?

Las cámaras hiperbáricas están diseñadas para ser utilizadas por cualquier persona, sin importar la edad. Lo que debe considerar es el hecho de que el uso de esta terapia conlleva ciertos riesgos, como cada dos acciones diarias. Además, todos los que estén pensando en usar una de estas cámaras DEBEN ir a visitar a su médico primero. El oxígeno puro a alta presión puede no ser en absoluto útil para las personas que sufren de algunas enfermedades y tienen condiciones específicas.

Aparte de esto, sí, puede usar una cámara hiperbárica. Las personas realmente no necesitan estar lesionadas o enfermas para usar TOHB. Este tipo de terapia también se recomienda como un «medicamento» antienvejecimiento. Si piensa en usar la cámara como una solución para un determinado problema, esto debe ser recomendado por un especialista que trabaje en un sistema médico. Incluso si la terapia de cámara hiperbárica es una práctica no médica, está fuertemente vinculada a la ciencia y los trabajadores médicos, siendo el último mencionado un fuerte aliado para la industria hiperbárica.

¿Hay un lugar determinado donde pueda probar HBOT o debería comprar una cámara yo mismo?

Comprar una cámara para uno mismo a veces puede ser peligroso. En algunos casos, es posible que necesite ciertos documentos o un trabajador personal que lo ayude a instalar la cámara y le enseñe cómo usarla de manera segura, pero no tiene que preocuparse por todo eso. Hay, sin duda, gabinetes o salones específicos donde puede inscribirse en HBOT. En este tipo de lugares, no tienes que preocuparte de nada ya que todo está a cargo de un trabajador profesional.

En caso de que quiera una cámara hiperbárica para mí o para mi negocio, ¿dónde puedo comprarla?

Si intentas una simple búsqueda en internet verás que hay múltiples lugares desde donde se pueden comprar cámaras hiperbáricas. A pesar de eso, le recomendamos una fuente confiable: OxyHelp , un equipo de expertos confiables que trabajan en la innovación de la industria hiperbárica haciendo posible tanto para uso personal como profesional.

Puede obtener más información sobre ellos y sobre lo que hacen en su sitio web oficial oxyhelp.com. Además de la información sobre información, también puede ver los productos que puede pedir, cómo funcionan y sus dimensiones. Más que eso, también puede aprender sobre todo el proceso que está detrás de la terapia: cómo fluye el oxígeno a través de nuestro cuerpo, cómo puede ayudar con la curación de heridas y la regeneración de la piel, así como muchos otros hechos científicos e incluso estudios utilizados para demostrar que esta terapia es útil. Para más preguntas, no dude en ponerse en contacto con el equipo.

Fuente: https://healthtian.com/hyperbaric-chambers-what-are-they-how-do-they-look-like-who-can-use-them-and-why/