Error Adventista # 1: Doctrina del Juicio Investigador


LA DOCTRINA FUNDAMENTAL ADVENTISTA SOBRE EL JUICIO INVESTIGADOR ES UN ERROR

por Pedro de Felipe del Rey

1. En el Manual de la Iglesia Adventista, como creencia fundamental se asegura que en 1844 empezó la purificación del santuario celestial, la cual consiste en un “juicio investigador”, basado en Daniel 8: 14.

2. Referente a esa fecha de 1844, en la Historia de la Iglesia Adventista, leemos lo siguiente:

“Recordaremos que Miller y otros que intentaron hallar una fecha definida para el fin de los dos mil trescientos años, al principio decían ‘alrededor de 1843′. Más tarde, señalaron como límite del tiempo el 21 de marzo y luego el 18 de abril de 1844, que era la fecha en que terminaba el año judío 1843. El tiempo pasó sin que ocurriera nada extraordinario. Este primer chasco fue un golpe terrible para los creyentes y fue seguido por un período de silencio, (…)”. (Historia de Nuestra Iglesia, págs. 149, 150).

3. Cuando pasaron todas esas fechas sin que Jesús viniera, volvieron a fijar otra fecha: “el 22 de octubre de 1844″, lo cual les proporcionó otro chasco mayor que el anterior. El mismo libro sigue diciendo:

“A medida que se acercaba el 22 de octubre de 1844, aumentaba la tensión entre los adventistas. (…). Llegó el día. Los adventistas estaban reunidos en capillas o en los hogares particulares, (…). Pasó el día, y se puso el sol. (…). Finalmente pasó la noche. Se ofrecieron oraciones y los ojos de muchos creyentes derramaron lágrimas. Por fin llegó la mañana, y ya no podían seguir pretendiendo que estaban en el día 22. Aquel día pasó y Jesús no había venido. (…).” “(…) cuando pasó el 22 de octubre de 1844 y Jesús no apareció, el chasco fue muy amargo. (…).” Idem, págs. 153, 154.

4. Después de haber fallado el acontecimiento anunciado para el 22 de octubre de 1844, retuvieron esta fecha como buena; pero inventaron la doctrina de que en ella dio comienzo el “Juicio Investigador”, el cual, según los Adventistas, consiste en que Jesús empezó entonces a purificar el santuario celestial. Esa purificación, según ellos, quiere decir que Jesús empezó a borrar, purificar o expiar los pecados de los creyentes en esa fecha. Esta doctrina del Juicio Investigador no sólo es fundamental para los Adventistas, sino que además es el mensaje particular que ellos tienen para ofrecer al mundo:

“El servicio del sacerdote durante el año en el primer departamento del santuario, ‘adentro del velo’ que formaba la entrada y separaba el lugar santo del atrio exterior, representa la obra y el servicio a que dio principio Cristo al ascender al cielo. (…). Este ministerio siguió efectuándose durante dieciocho siglos en el primer departamento del santuario.

La sangre de Cristo, ofrecida en beneficio de los creyentes arrepentidos, les aseguraba el perdón y aceptación cerca del Padre, pero no obstante sus pecados permanecían inscritos en los libros de registro. Como en el servicio típico había una obra de expiación al fin del año, así también, antes de que la obra de Cristo para la redención de los hombres se complete, queda por hacer una obra de expiación para quitar el pecado del santuario. Este es el servicio que empezó cuando terminaron los 2300 días.

Entonces, así como lo había anunciado Daniel el profeta, nuestro Sumo Sacerdote entró en el lugar santísimo, para cumplir la última parte de su solemne obra: la purificación del santuario. ” (…) la purificación real de lo celestial debe efectuarse quitando o borrando los pecados registrados en el cielo. (…). La purificación del santuario implica por lo tanto una obra de investigación – una obra de juicio. (…).

“En el tiempo señalado para el juicio – al fin de los 2.300 días, en 1844 – empezó la obra de investigación y el acto de borrar los pecados. (…)”. (El Conflicto de los Siglos, págs. 473, 474, 540).

5. En 1980, el profesor Dr. Desmond Ford, basándose en la epístola a los Hebreos, refutó la interpretación adventista de Dan. 8: 14. El profesor Dr. Jean Zürcher, refiriéndose a esa refutación, dice:

“Si tal fuese el caso, con toda evidencia, nuestra enseñanza respecto al santuario celestial, el día de las expiaciones, el comienzo del juicio preliminar a partir de 1844, sería radicalmente falsa. Esto subraya suficientemente la importancia del problema. Y en ese caso, la epístola a los Hebreos, en lugar de confirmar nuestra enseñanza, como lo hemos mostrado hasta aquí, marcaría, por el contrario, la bancarrota de nuestra teología. Sería algo así como nuestro Waterloo teológico.” (Revista Adventista), Diciembre de 1981, p. 15).

Sobre la importancia de esta doctrina para la Iglesia Adventista, el mismo Dr. Jean Zürcher dice:

“La profecía de las 2.300 tardes y mañanas constituye, en efecto, un período profético único en la Biblia. (…). De su interpretación depende no solamente nuestra enseñanza acerca del santuario celestial y la doctrina del juicio, sino incluso nuestra razón de ser como movimiento adventista desde 1844. Por eso ninguna otra profecía tiene más importancia para la Iglesia Adventista que la de Daniel 8: 14, tanto desde el punto de vista doctrinal como desde el punto de vista histórico.” (Revista Adventista, Abril de 1982, p. 12).

6. Es evidente que los Adventistas del Séptimo Día, para salvarse de su fracaso del 22 de octubre de 1844, inventaron su doctrina fundamental de que Cristo empezó a purificar, expiar o borrar los pecados en esa fecha, y a esta obra de Cristo llaman la purificación del santuario o “Juicio Investigador”; pero, al inventar esta doctrina, cayeron en un error mayor que el que les condujo a los referidos chascos, porque esa doctrina del “Juicio Investigador” es contraria al Evangelio predicado por los apóstoles, los cuales aseguran que:

  • Al creyente, Dios le perdona y le borra los pecados cuando se arrepiente, se convierte y se bautiza, y como prueba de ello le da el Espíritu Santo y no se acuerda más de esos pecados (Hech. 2: 38; 3: 19; Efe. 1: 13; 4: 30; Heb. 10: 17). Esto es lajustificación por la fe (Rom. 3: 23-25).
  • Esto es así porque, cuando Cristo ascendió al cielo, ya había hecho la purificación (o expiación) de nuestros pecados (Heb. 1: 3). (Este texto no lo usó la Sra. White en El Conflicto de los Siglos).
  • Por tanto, esa purificación de los pecados es anterior a la fecha cuando el apóstol Pedro escribió su segunda epístola (2 Ped.1: 19).
  • Por otra parte, en Dan. 8: 14 (según el texto hebreo), no se habla de ninguna purificación de ningún santuario.

7. Por consiguiente, la Iglesia Adventista del Séptimo Día predica hoy un evangelio contrario al de los apóstoles, y deberá cambiar su interpretación de Daniel 8: 14 si no quiere seguir bajo el anatema de la Palabra de Dios, que dice:

Mas si nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema.” (Gál. 1: 8)

8. Aunque esta doctrina adventista es antibíblica, los pastores y profesores adventistas tienen que seguir enseñándola, si no quieren perder su puesto de trabajo, como les ha sucedido al profesor Dr. Desmond Ford y a otros (Time, 2 de agosto de 1982, pág. 49); porque, en la Iglesia Adventista, nadie puede enseñar nada que contradiga las visiones de la Sra. White; por esto, los miembros no deberían fiarse de lo que afirman sus dirigentes asalariados sin compararlo con la Biblia (Hech. 17:11).

About these ads

6 comentarios

Archivado bajo Estudios

6 Respuestas a “Error Adventista # 1: Doctrina del Juicio Investigador

  1. roberto

    Gusto de escribir en su blog; soy adventista del septimo dia; quisiera proponerle intercambiar ideas, pero a un comentario mio quisiera que ud responda con uno. Trato hecho?

    • Hola Roberto, te agradezco tu invitación a “intercambiar ideas” pero
      desgraciadamente debo rechazar tu invitación por las siguientes razones:

      1. el intercambiar ideas implica asumir el tener interpretaciones personales que se desean discutir. El evangelio del reino de Dios es acerca de la palabra de Dios tal como esta escrita, y no acerca de interpretaciones personales o dogmatismo denominacional. La interpretación bíblica se vale de herramientas definidas para entender un tema o un versículo, y en la mayoría de los casos, estas herramientas no son usadas por la IASD. Prefieren hacerse una “idea a priori” de un tema, y edificar alrededor con versículos que puedan sustentar la tal doctrina.

      2. también este ejercicio (intercambiar ideas)se usa para confrontar al opositor o a lo menos llegar a un entendimiento, donde se pueden arribar a conclusiones alternativas. Este sistema obedece a la propuesta filosófica Hegeliana de la Tesis, Antítesis y Síntesis. Sin embargo la palabra de Dios no es un ejercicio intelectual el cual sea necesario confrontar con otras interpretaciones para llegar a un entendimiento. La palabra de Dios dice lo que dice, ni nada mas, ni nada menos. Lo demás es otro evangelio.

      Por ultimo, es tu decisión de aceptar o no doctrinas que se contradicen con lo que dice la biblia, aunque estas interpretaciones parezcan muy espiritual. Se te ha presentado la verdad, ya no puedes clamar ignorancia. Es tu responsabilidad.

      Que Dios te siga bendiciendo grandemente.

      Gabriel

  2. Caballeros… No pude aguantarme. Señor Roberto, hágame el favor y responde lo siguiente: Desde la primera viñeta del punto 6 en adelante lo cual considero es su respuesta, ud cita varios textos para decir que Dios perdona los pecados nuestros y nunca más los recuerda. Eso es cierto, pero falso. De los textos que citó solo cuatro tienen relación directa con el tema: Hec. 2:38; 3:19; Heb. 1:3; 10:17; Cabe notar que TODOS tiene relación directa e irrefutable con el sacrificio de Cristo y el bautismo. Son precisamente quienes hablan de la purificación de sus pecados en estos textos quienes han aceptado el merito de Cristo y fueron bautizados en él, ese hecho no es para nada contradictorio al juicio investigador, puesto que todos sabemos que al ser bautizados y aceptar el sacrificio de Cristo toda nuestra vida pasada queda puesta en lo profundo de la mar, ese es el contexto correcto de los textos que ud cita, es decir: el antes y el después del bautismo. Pero pasa algo distinto respecto a los pecados cometidos luego de haber aceptado a Jesús, esos pecados aunque perdonados quedan registrados en los libros de las memorias Apc. 20:12 y es en base a ellos que se realiza el juicio investigador.

    • Espero una pronta respuesta, muchas gracias. Dios te guarde.

    • Hola Juanes?
      Imagino que tu comentario es en referencia al articulo “Error Adventista # 1: Doctrina del Juicio Investigador”. Este articulo ha sido escrito por el teologo ‘Pedro de Felipe del Rey, de tal forma que cualquier consulta o comentario debera ser dirigido directamente a el, pues el es responsable por lo que escribe. Sin embargo sucede que concuerdo categoricamente con su linea de pensamiento, pues se fundamentan estrictamente en una lectura literal de los versiculos biblicos mencionados en su articulo. En referencia a tu rechazo a versiculos por el mencionado por “no tener relacion con el tema”, me parece una declaracion muy equivocada. Por ejemplo, el echo que hemos sido sellados con el Espiritu Sando demuestra una obra acabada, de otra forma no se sellaria algo que se considera transitorio (Efesios 1:13; 4:30). Igualmente, desconocer que “YA” hemos sido “JUSTIFICADOS GRATUITAMENTE”, y que no necesitamos nungun juicio posterior, es un insulto a la capacidad redentiva y del sacrificio perfecto de Jesus, nuestro Rey y Dios (Romanos 1:3). Que te parece Romanos 6:6 o 6:7 que dice que “el que ha muerto ya ha sido justificado del pecado”? Te aconsejo que leas bien Romanos 6.

      Y por ultimo, que te parece este versiculo: Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad. 1 Juan 1:9. Asi de simple, no hay necesidad de la “invencion humana (IASD)” de un juicio investigador, pues el es ” el buen pastor, y conoce sus ovejas …” (Juan 10:14)

      “Conoce el Señor a los que son suyos” (2 Tim. 2: 19).

      Gabriel

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s